El humor

La imaginación consuela a los hombres de lo que no pueden ser.
El humor los consuela de lo que son.
 Winston Churchill

¿Qué es el humor? ¿Por qué nos reímos? ¿Cuándo y cómo nació la carcajada para el hombre? ¿Es la literatura de humor considerada buena literatura? ¿Qué lugar ocupa el humor en el consultorio psicoanalítico?



Por sugerencia de Mario Levrero (¡qué suerte tenemos de que los escritores dejen por escrito algunas de sus lecturas!) llegamos a Arthur Koestler, que en su libro, El acto de la creación, teoriza acerca de las semejanzas entre el acto de la creación del arte, del humor y de la ciencia. Según este autor, es en el choque de dos marcos referenciales distantes que fecunda/ irrumpe la idea creativa que dará lugar a la carcajada, o al hecho artístico o a la hipótesis científica.

Koestler, profundiza en el fenómeno de la risa. La sonrisa, dice, es un acto reflejo que va creciendo desde una contracción débil de los quince músculos faciales implicados en una sonrisa, hasta los paroxismos y estertores que llevan consigo las carcajadas.
Pero si los reflejos en el ser humano están al servicio de la supervivencia, ¿cuál es el valor de supervivencia incluido en la risa?
Se plantea Koestler la hipótesis de que la sonrisa es un acto reflejo que no sirve a un objetivo biológico, es un reflejo de lujo cuya función se distancia del utilitarismo, siendo un factor de frivolidad ya que aparta al hombre del mundo gobernado pura exclusivamente por las leyes de la supervivencia.
¿Es la risa, entonces, uno de los primeros lujos que se permite el hombre?

Otro aspecto que nos resultó interesante de este autor es que grafica, con lo cual introduce un registro distinto, la forma en que -él plantea- trabajan la tragedia y la comedia.
Mientras que la tragedia se sirve de la identificación del espectador con los personajes produciendo en éste una catarsis gradual; en el humor, el desenlace repentino por choque bisociativo produce una explosión. 
  

Pensándolo desde el ámbito de la literatura, la comedia es, desde la Antigüedad, el género que se reserva el dominio del humor. Aristóteles diferenciaba la tragedia, género que representa a los dioses, de la comedia, el que representa a los mortales. Con el tiempo esta diferenciación  originaria agregó algunos matices, así la tragedia se transformó en la imitación de los hombres mejor que los reales y la comedia para aquellas veces en que se imitaba a los hombres peores que los reales.
El humor está reservado, desde tiempos inmemoriales, para los hombres vulgares, dato por el cual podemos inferir que todo escritor que decida abocarse a la narrativa de humor estará arriesgándose a quedar en el olvido, o al menos deberá hacer un esfuerzo mucho mayor para trascender.
Por qué lo cómico no podría formar parte de lo sublime, de lo divino... ¡ vaya uno a saber! 
¿Nos cuentan ustedes dónde hacen foco cuando piensan en el humor?

7 comentarios:

  1. Hoy escuché este diálogo:
    - Para el postre, prefiero fresco y batata. Me refresca.
    - A mí me abatata.
    Los dos interlocutores rieron. Yo también. Un puñado de palabras y, al instante, los tres nos sacudíamos al ritmo de las carcajadas.
    Un ejemplo de la eficacia de la palabra sobre el cuerpo. La misma que el psicoanálisis explota.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. JAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJ!!!!! por la rapidez me hizo acordar a ese otro en que alguien pregunta:
      -araña?
      -no, gato!
      esa explosión, esa rapidez que abre en ese mismo segundo el doble sentido.
      Gracias Gerardo por tus comentarios, y esperamos sigas por ahí porque vamos a estar pensando en este tema tan importante para el psicoanálisis todo el mes
      Saludos cordiales,
      Paola

      Eliminar
  2. El humor es esencial.Es parte de la vida Psíquica. Parte del desarrollo. Pensemos la vida sin humor ......realmente sin humor.....Para mi ,imposible. Sería el reino del vació , de la depresión o de la obsesión.
    Y no puedo dejar de pensar en la etimología. Sea el comentario de doble sentido inesperado, sea el señalamiento de algo inesperado, sea el juego inteligente de un niño. Sin duda un gran tema. Uno de los niveles superiores de la función simbólica. Pensado si desde la academia como un tema vulgar durante mucho tiempo.
    En un análisis, el humor viene a marcar (si no es maníaco y negador, claro) la emergencia de lo vital, lo positivo, la simbolización encaminada, la capacidad de procesar la angustia, el dolor, el sinsentido o la falta de sentido.Solo unas pocas ideas sin arriesgar mucho. saludos
    PF

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me quedé pensando en la precisión "si no es maníaco y negador" puesto que ayer conversábamos en LangueLengue justamente de la distancia que el humor permite convirtiéndose en la posibilidad de entrar a ciertos territorios, es una distancia muy especial que justamente no es la de la manía, tampoco la del sarcasmo ni de la ironía. La risa también modifica, no es lo mismo si logré reirme de algo que en otro tiempo me producía horror, pavor, desesperación...el cine de Woody Allen tiene -para mí- algo de esto.
      SIn duda también el humor nos enlaza, como comentaba Arenas, al otro en una complicidad en tanto humanos...
      Gracias por el comentario, sigamos pensando!
      Paola

      Eliminar
  3. PD: me quede pensando , y recomiendo el "diario de adan y eva" de mark twain como ejemplo de texto de humor a la vez que palabra absolutamente seria y contemporánea sobre género.(pero primero como texto imperdible del humor que hace surgir el sentido donde parece que hay solo absurdo y prejuicio); Y que lugar le podemos Groucho, o dentro del rio de la plata a fontanarrosa, Maitena, Juceca o tantos...
    Copio abajo el primer párrafo de Adan:

    "Lunes.- Esta criatura nueva de pelo largo es bastante entrometida.
    Siempre está dando vueltas a mí alrededor, siguiéndome a todas partes. No
    me gusta esto; no estoy acostumbrado a la compañía. Ojalá se quedase con
    los demás animales... está nublado hoy, hay viento del este; creo nos tocará
    lluvia... ¿nos? ¿De dónde saqué esa palabra? Ahora me acuerdo: la criatura
    nueva la usa...."

    ResponderEliminar
  4. Humor... tiene que ver con fluidos... nuestros fluidos! Y más allá que sea literariamente adecuado o no, es maravilloso que nuestros fluídos se exciten y con inteligencia más!
    Preguntaste en qué nos enfocamos cuando surgió esta propuesta? El otro día fui con mi esposo a ver una obra MUY AMATEUR, supuestamente una denuncia social...creo que lo era, al menos una visión...pero cuanto algo que intenta ser trágico se expone en forma inadecuada, es increíble como se pasa de la gráfica alfa a la beta (Koestler)! Terrible!
    Sin duda, esta ama de casa bien simple aprendió que el buen humor es el camino más corto en algunas situaciones...y cómo decía una profe que tuve, Marianita, dueña de una sonrisa ganadora. Sea un acto reflejo o no, nos abre más puertas que una cara de malos amigos! Un abrazo, seguiré leyendo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por cierto que sí, Mariana! Muchas gracias por ayudarnos a seguir pensando. Un abrazo! Elianna

      Eliminar

Páginas vistas